Katarina Sarić, 10. 03.1976. vive y crea entre su Budva natal y Belgrado. En la FF Nikšić se licenció en filosofía y luego en lengua y literatura eslava del sur, en la FPN de Podgorica está completando estudios de postgrado en política social y trabajo social. Escribe poesía, prosa y ensayo con compromiso social. Es escritora, provocadora poética y artista de performance. Es autora de 13 ediciones independientes, representadas en numerosas coautorías, antologías, colecciones, en todos los principales portales regionales. Se han escrito trabajos científicos sobre su poesía y prosa. Sus obras han sido premiadas, traducidas y publicadas en la región, pero también en el panorama literario mundial.

Ruido sin sentido

Y permitirás  las miradas pegajosas de desprecio y envidia

nacidas de la imperfección de la ceguera

y la desesperación amontonada

en la columna vertebral y los brazos arrugados

Permitirás las desgracias y los tormentos

los tuyos y los de los demás

Cargarás con lo tuyo y con lo de los demás en tus alforjas

tanto aquí como en cualquier otro lugar

en este ancho mundo

una misma vida para todos, hasta el final

Te apoderarás de la vida de los demás y los demás se apoderaran de la tuya

seremos molidos en el mismo molino

hasta que nos encontremos con nuestro creador

al final

donde se sabrá quiénes recibirán el boleto al infierno y quienes al cielo

Dejarás que todo se lo lleve el agua

todo y todos fluirán y se alejaran

cada Tom, Dick y Harry

Pero sólo recordarás esos días de silencio

cuando todo esto termine

en los que tuviste la suerte de encontrar tu propio osito de peluche

para acurrucarte bajo las sábanas

y todo de repente se paralizará y se detendrá

convirtiéndose en un ruido sin sentido.

Simulacro

-Te dejo este simulacro de vida

una bolsa con café instantáneo y la tarta de cerezas en el microondas

y esos zapatos – tu regalo para mi cumpleaños /un número demasiado grande/

las falsificaciones apropiadas… gritos fingidos

en los dormitorios de los suburbios

programados para ti esta semana

/y el trozo de papel -el recordatorio de las citas en el dentista y el urólogo/.

Hoy me dejaron.

El viento azota espalda.

Recojo de la guantera mi realidad retocada

el manuscrito olvidado

y ese último intento fallido de traducción simultánea

de mí a ti y viceversa

/de la lógica al nivel de la realidad/.

Te estoy dejando tu ceguera de siempre

las teclas del teclado pegadas a tus dedos

córneas como zarzas

cayendo en la bandeja de entrada, el chat online y el ciber sexo

en la realidad modelada de segundo grado

/de tu atalaya cuidadosamente proyectada

sobre la espuma de las nubes/

de tu alter ego

el creador de un universo paralelo

de esta tierra y cielo virtuales .

Te estoy dejando.

No estoy simulando.

Nunca simulo.

El poema divertido

Es bueno

y sólo tengo ganas de reír

sin motivo

y sólo tengo ganas de cantar

y de bailar

y de saltar

No porque tenga los pies ligeros

o porque mi mente sea ligera

al contrario

mientras tú eres tan serio y gris

un verdadero hombre del saco

siempre en una hoja de afeitar

a lo largo de los bordes del llanto

¿Quién tiene razón y quién no?

¿Qué es que lo se debe y lo que no se debe hacer?

Tal vez mis pensamientos son más profundos

y más pesados

Tal vez, si los liberase

haría añicos

tu balanza

¡Ya basta!

No me interesa

pronunciarlo siquiera

es bueno

incluso cuando no lo es.

Y no hay nada malo en mí

sólo tengo ganas de reír

Traducción al español por Mariela Cordero



Las colaboraciones en Poémame no son remuneradas, así que si disfrutaste de este artículo nos gustaría invitarte a apoyar a nuestra colaboradora Mariela Cordero en Ko-fi. ¡Muchas gracias!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com