• 9
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Normalmente me abstengo de hablar de política partidista desde este foro, pero cuando alguna de las reacciones políticas de mi entorno se meten con la poesía y demuestran su estupidez e ignorancia supina no lo puedo evitar.

No voy a entrar en la crisis política en la que vive España desde hace más un año. Esta crisis ha desatado lo peor de los dos bandos y también ha elevado los niveles de estupidez a cotas difícilmente superables. Hoy os voy a mostrar un ejemplo.

Miquel Martí Pol  fue un poeta catalán que padecía una esclerosis múltiple que le fue diagnosticada en 1973. Esta enfermedad le condenó a una silla de ruedas hasta su fallecimiento en 2003. Su obra ha sido traducida al castellano, asturiano, portugués, alemán, inglés, italiano, holandés, hebreo, esloveno, búlgaro, ruso y japonés.

Martí Pol escribió en 1980 un poema titulado ‘Ara mateix‘ (‘Ahora mismo‘):

Ara mateix

Ara mateix enfilo aquesta agulla
amb el fil d’un propòsit que no dic
i em poso a apedaçar. Cap dels prodigis
que anunciaven taumaturgs insignes
no s’ha complert i els anys passen de pressa.

De res a poc, i sempre amb vent de cara,
quin llarg camí d’angoixa i de silencis.
I som on som; més val saber-ho i dir-ho
i assentar els peus en terra i proclamar-nos
hereus d’un temps de dubtes i renúncies
en què els sorolls ofeguen les paraules
i amb molts miralls mig estrafem la vida.

De res no els val l’enyor o la complanta,
ni el toc de displicent malenconia
que ens posem per jersei o per corbata
quan sortim al carrer. Tenim a penes
el que tenim i prou: l’espai d’història
concreta que ens pertoca i un minúscul

territori per viure-la. Posem-nos
dempeus altra vegada i que se senti
la veu de tots, solemnement i clara.

Cridem qui som i que tothom ho escolti.
I, en acabat, que cadascú es vesteixi
com bonament li plagui, i via fora,
que tot està per fer i tot és possible.

Miquel Martí i Pol, del libro L’àmbit de tots els àmbits

 

Ahora mismo

Ahora mismo enhebro esta aguja
con el hilo de un propósito que no digo
y me pongo a remendar. Ninguno de los prodigios
que anunciaban taumaturgos insignes
se ha cumplido, y los años pasan de prisa.

De nada a poco, y siempre con el viento de cara,
qué largo camino de angustia y de silencios.
Y estamos donde estamos, más vale saberlo y decirlo
y asentar los pies en la tierra y proclamarnos
herederos de un tiempo de dudas y de renuncias
en que los ruidos ahogan las palabras
y con muchos espejos medio enmascaramos la vida.

De nada nos vale la añoranza o la queja,
ni el toque de displicente melancolía
que nos ponemos por jersey o corbata
cuando salimos a la calle. Tenemos apenas
lo que tenemos y basta: el espacio de historia
concreta que nos corresponde, y un minúsculo
territorio para vivirla. Pongámonos
de pie otra vez y que se sienta
la voz de todos solemne y claramente.

Gritemos quién somos y que todos lo oigan.
Y al acabar, que cada uno se vista
como buenamente le apetezca, y ¡adelante!
que todo está por hacer y todo es posible.

Vamos a la estupidez de la política. El Partido Popular ha denunciado al equipo de gobierno del ayuntamiento de Cerdanyola del Vallès y a su alcalde Carles Escolà, por presuntos delitos de incitación al odio, prevaricación y malversación de caudales públicos. Parece ser que el motivo de la polémica ha sido la expresión medieval ‘via fora’ del penúltimo verso que fue utilizada para animar a la gente a participar en los actos del Día de Cataluña, el 11 de septiembre.

‘Via fora’ era un grito de alarma medieval que se utilizaba para que la población saliera a defender sus libertades de una amenaza externa.


  • 9
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 9
  •  
  •  
  •  
  •  
  •