Pedro Licona, poeta, novelista y cuentista colombiano (1948). Filólogo . Director de la Organización Casa de Poesía (Neiva 1995 _ 2016). Coordinador de la Biblioteca Departamental Olegario Rivera. Director de la Revista Espiral. Ha publicado obras técnicas y literarias, entre ellas: Lámparas de mi Tierra( cuentos), Viaje a pie al Akasha( poemas), Paisaje de Memoria _ Antioquia (poemas), Sambapalo(novela), Tiempo de Gracia( novela), Ilusion( poemas). Recibió reconocimiento de Niranjai Desai, Director de Asuntos Culturales de la India(1993). Sus poemas han aparecido en revistas nacionales y extranjeras. Poemas suyos han sido traducidos al inglés, italiano, rumano y árabe.

Cuando de pronto los cerrojos del crepúsculo

Hay  mundos cercanos al cansancio de la luz

Magia dormida en el corazón de la leche materna

Girando entre las cuerdas cansadas del crepúsculo.

Las sombras que se aproximan se alimentan sin abrir  los ojos

Donde la sangre reclama un trozo de mudez,

Rueda suelta entre párpados y lechos,

  • Suaves impulsos de fusibles helados –

Llamando al tiempo, para brillar sobre su alfombra.

Plegaria

Prendido a los pliegues de esta atmósfera, nubarrones de calor

Pido bendiciones, solicito un canto.

Busco a alguien, algo que me ayude a llamar a las puertas del cielo

Porque voy en pos de su refugio, concedido por las voces ardientes, en el nombre

De  “aquel que enceguece”, entona salmos con el lenguaje preciso para el destierro.

“Vuelvo  la esquina de la plegaria”, mientras pido bendiciones,

Solicito un canto.

De los suspiros algo nace…

Ofrezco la cura para todos los males,

Un olvido,  los movimientos de la agonía

Luego del goce y los misteriosos llamados de la ilusión.

No a los arrepentimientos que llevan a las almas, la pena

Si a los pases mágicos que secan todas las heridas.

Desde allí canto, desde la emoción, satisfecho; la consumación

Y el arrepentimiento antes de la mentira.

Dios sea alabado bajo su capa de amparo

Porque “…después de esa lucha que los débiles conocen

Hay algo más que muerte…”

Estos poemas pertenecen a

Paráfrasis para Dylan Thomas:

                      ( Poemas tomados de la Versión de Elizabeth Azcona Cranwell)



Las colaboraciones en Poémame no son remuneradas, así que si disfrutaste de este artículo nos gustaría invitarte a apoyar a nuestra colaboradora Mariela Cordero en Ko-fi. ¡Muchas gracias!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com