La asociación cultural La Estación del Arte crea el Primer Festival de Poesía en español con la
finalidad de contribuir a la expresión y difusión artística en el actual contexto, desde plataformas
virtuales. Así mismo pretende fomentar el intercambio internacional entre autores, gestores culturales
y académicos del área literaria. En este sentido, la convocatoria reunió a poetas tanto emergentes
como quienes llevan un trabajo literario de larga trayectoria sin distinción de edad, reuniendo en este
certamen a autoras y autores de más de diez países.
Los jurados Cecilia Carrasco, Desireé Monfreda, Luis Garvan, Alice Varrucciu, todos con vasta
trayectoria académica y docencia en literatura y lingüística, fueron los encargados de seleccionar las
poesías según su valor estético a través de distintas etapas de selección. El día domingo 14 de marzo,
se da a conocer el resultado final donde Inés Negro, presidenta y gestora de La Estación del Arte,
junto a las jurados Cecilia Carrasco y Desiree Monfreda, hablan de las tres poesías ganadoras en
directo desde Radio Lavapiés en la ciudad de Madrid. El primer lugar, lo logra el poema Escultura del
poeta Andrés Hubner, obteniendo el premio “Brilla una estrella”; el segundo lugar lo obtiene el
poema La Bestia de la poeta Erre Raminé, ganando el premio “Libertad del corazón”; y finalmente el
tercer lugar, se lo lleva el poema Gravitatoria del poeta Alberto Miñan, consiguiendo el título “Vuelo
libre”. Para cerrar del festival se ha optado también al premio del público que ha sido otorgado a
Tanya Mauri con su poema “ Cuando”.



Inés Negro, reconoce que en el contexto de la pandemia en el que hemos vivido el último año a nivel
global el valor de la poesía es fundamental para la expresión de las emociones. Por otro lado, Desiree
Monfreda ha reconocido que en este tipo de instancias el verdadero ganador del festival es la poesía y
que elegir entre los poemas no ha sido sencillo. En la misma línea, Cecilia Carrasco ha dejado claro
que la literatura y la poesía es un trabajo tanto emocional como intelectual que requiere más que un
fluir de la conciencia y declara que la calidad de las poesías convocadas en el concurso ha sido muy
alta.
Las emisiones del Festival de Poesía en español se encuentran en el instagram
@la_estación_del_arte_ , así como también las declamaciones de las y los poetas. Incluyendo una
mención especial para el día 8 de marzo, donde dos poetas María Vanessa Gómez García con su
poema Noche y Sangre y Gemma Arimón con su poema Algunos dicen han sido seleccionadas por
trabajar poesías con perspectiva de género, feminismo y denuncia.

Redactado por Cecilia Carrasco
Cecilia.carrasco@uchile.cl

LA BESTIA de Juliana Salgado Prieto

Es el olor quien doblega a las bestias,
por el aroma por quien hincan sus rodillas,
se vuelven dóciles, obedientes
y dejan que acaricies sus crines y su testa.

Bajan la mirada como súbditos,
obedecen como esclavos,
no preguntan como los subordinados.

Es por el olor por quien rinden pleitesía
Y extienden una alfombra de rosales colorados
al paso maestre de su mando zafio.

Posan sus cabezas en regazos maternales,
Resguardan los colmillos en sus fauces fieras.
Cierran los ojos en la noche, mansos
y se dejan llevar de vuelta al bosque.

Es por la poesía por quien me siento consolado
y en un relámpago incierto colapso en armonía.
Es por ti por quien me siento a salvo,
a resguardo de tus garras, de tu gentil zarpazo.

Noche y sangre (Emmanuelle) de Maria Vanessa Gómez Garcia


No borres el perfume,
el olor a carne,
Emmanuelle.
Deja ser al dolor.
Él no se estremece
por las lágrimas azules
o por el sapo que salta
entre la hierba fina…
Él no sabe del dolor.
Del dolor diario,
entre paredes
o sábanas.
Él vive en el exterior.
Él no sabe nada.
No sabe nada,
sobre cicatrices, cabellos o piel…
Nosotras sí, Emmanuelle.
Él no sabe nada,
nada sobre filos de espejos.
Tan solo lame su reflejo.
Y en la noche, bajo su manta,
masturba su cuerpo,
que no el nuestro.
No nos toca, cariño.
Teme ya al cuerpo sangrante.
Y en esta noche tan cruel,
al fin,
nos deja solas.

Escultura de Andres Hubner

Has esculpido una estatua
Y te has dormido junto a ella;
El soplo de una tarde escarlata
Los alumbra en soledad de estrella.

Entonces comienza aquel sueño
Donde te hallas totalmente inmóvil,
Ahora es ella quien te examina como a un leño
Del cual extraer la figura joven.

Espantado en tus ojos vivos
La ves con cincel y martillo empuñado;
Cae sobre ti y herido
Asistes mudo a un horror desesperado.

Astillas, médula y sangre
Van vistiendo a la estatua,
Cada golpe es uno que arde
En un ruido que siempre se escapa.

Teñida entera de tus restos
Ya no espera una figura formar,
De ti no ha quedado ni el fresco
De la inspiración que deseaste forjar.

Entonces despiertas espantado,
Alzas tu mirada hacia la obra,
Y reconociéndote en ella petrificado
La arremetes con odio y deshonra.

Pero ella no se queda quieta,
Con sus dedos grandes y pétreos
Agarra tu cuello y lo aprieta
Destruyendo al instante el pescuezo.

Como un cisne muerto en su mano
Parece que ahora reposas,
Y en la mirada de turistas y expertos
Eres la escultura de una iracunda Diosa.

Algunos dicen… (Gemma Arimon)
Algunos dicen
que ya estás seca.
Que tus pieles
son flácidas y cuelgan.
Que te perdiste
en el camino de curvas
para pasar a la carretera recta.
Algunos dicen…
Que tus carnes
ya no son prietas,
ni apetecibles.
Que ya no eres cándida,
ni inocente.
Diles…
Que en el desierto
se hallan oasis.
Que las señales
en tu piel
son el mapa de la vida.
Que te liberaste
de las cadenas
ideales y perfectas
que subyugan tu cuerpo.
Y que no te deslumbras
por las palabras rimbonbantes
de los farsantes.
Diles,
que algunos dicen…

GRAVITATORIA de Alberto Miñan
Arranca cada soledad
de este cuerpo maldito.
Empuja el aire hacia
otro aliento innecesario,
hacia otro día inexistente
en este cuerpo vacío.
Arranca cada palabra
calcinada entre miedos
en este cuerpo dolorido
que aún siente el paso
de hormigas invisibles
entre acantilados vivos.
Arranca cada sueño
de raíz, que no vuelva
a crecer una constelación
entre tus oscuridades,
que no crezca otra vez
un tallo verde en el olvido.
Arranca cada brillo
de este invierno oculto
entre las horas cálidas
y apaga de una vez
la órbita de la ciudad
alrededor de tu cama.

Esquiva cada franja horaria
en tu vuelo nocturno
y migratorio hacia el Sol.
Ahora podrás observar
el trazo onírico que define
la frontera de la realidad.
¡Arranca el poco tiempo
que queda en un grito!
Siempre serás el comienzo
y el final de tu viaje
porque eres la inevitable
consecuencia de ti mismo

Premio del público TANYA MAURI

CUANDO de Tania Mauri M.
Cuando tu ya no estés
Cuando yo me haya ido
Se tejerán los recuerdos
Con los hilos de olvido
Y cuando el tapiz reaparezca
En las manos de los hijos
Regarán sus sonrisas
Con las lágrimas de lo perdido.
Cuando tu te hayas ido
Y mi cuerpo esté frío
Anidaran nuestros sueños
En un campo vacío,
Hibernando,
hasta encontrarme contigo.
Cuando yo me haya ido
Y tu alma se reencuentre conmigo
Bailaran las nubes
regalando el rocío
Y devolverá la vida
Al amor suspendido.