Miguel Adame: «La poesía es mi manera de expresar lo que quiero cambiar, comprender, conocer y amar»

  • 470
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Detrás de la figura recia de Miguel Adame (Ciudad de México, 1971) se esconde una personalidad sensible, afable y cercana, que bien podría ser el protagonista del célebre poema «Amor de tarde» de Benedetti. Miguel es un poeta de la vieja escuela, y sus poemas son el reflejo de una profunda geografía literaria y humana; una poesía del alma que os invitamos a descubrir en esta entrevista.


Empecemos la entrevista, Miguel, por una pregunta clásica, y que probablemente tenga tantas respuestas como poetas, ¿por qué escribes poesía?

En mi opinión la poesía se trae en la sangre, es un don natural, como aquel que compone música o tiene el tono de voz adecuado para entonar bellas melodías.

La poesía se puede aprender a escribir, cierto, pero en mi opinión muy personal, la poesía que nace desde la profundidad de los sentimientos y del aprendizaje diario de la vida es la poesía que para mí hace la diferencia, la buena poesía, la que perdura al paso de los años, la que se razona y se medita en cada palabra.

El amor a la poesía nació en mí cuando, desde muy chico, escuchaba a mi abuelo declamar sones veracruzanos y todo mundo lo escuchaba con atención y le aplaudía, después en mi adolescencia observé a mi hermano mayor escribir cuando él ya iba a la universidad, lo leía y empecé a querer ser como él, a escribir y copiar sus poemas y regalarlos con mucho orgullo. Mi hermano ya escribe poco, pero por lo que le he leído, es un gran poeta que escribe solo para él.

Escribo desde muy pequeño. Mi padre se llevaba mis poemas escritos con máquina de escribir a su trabajo para darles la presentación de un pequeño libro engargolado. Nunca  olvidaré a mi padre. Siempre sentía orgullo por sus hijos. Me hubiera gustado mucho que hubiera podido leer mis poemas recientes, él ya descansa con el sueño de los justos.

Considero que mi adelantamiento se ha dado desde unos cuatro años atrás, y desde que escribo en Poémame. Soy un poeta en formación, en mi opinión humilde, en constante crecimiento, que lee mucha poesía por el placer de intentar crecer. Escribo poesía porque es mi manera de expresar lo que quiero cambiar en mi entorno, lo que quiero comprender en el mundo, lo que quiero conocer de los demás, lo que quiero amar en mi propia vida, lo que creo que los demás necesitan leer. Un poema lo es todo.

En las redes, con frecuencia, ocultamos en mayor o menor medida nuestra identidad. ¿Podrías contarnos algo sobre tí, fuera de tu actividad literaria?

Tal vez soy la excepción, me agrada la idea de ser conocido por mi nombre, me hace mucha ilusión poder ser algún día conocido por mi poesía. Sobre todo en mi país que es muy difícil destacar y ser publicado.

Soy padre de familia de una hermosa mujer de 18 años, felizmente casado después de 26 años, soy administrador de profesión y desempeño mi actividad en una firma financiera desde hace 27 años.

Fui por más de diez años activista por los derechos de los niños en Hispanoamérica y presidí una organización civil y un movimiento cívico ciudadano en ese sentido. Aunque todavía mantengo los blogs en los cuales realicé mi actividad y se siguen leyendo por miles, es por ahora una causa de la cual he cerrado un ciclo.

Me gustaría experimentar en otros géneros literarios en un futuro, por ahora quiero seguir consolidando mi aprendizaje y que mi poesía llegue a todos los rincones posibles por la maravilla del Internet.

Cuando leemos tu poesía y encontramos un estilo muy marcado, muy propio. ¿Cuáles son las lecturas y los autores que más te han influido?

Muchos en mi opinión, empecemos con Octavio Paz,Jaime Sabines, José Emilio Pacheco, Efraín Huerta,Alí Chumacero, Jorge Luis Borges, Mario Benedetti, Pablo Neruda, Walt Whitman,Charles Pierre Baudelaire, Arthur Rimbaud, Wisława Szymborska, Duo Duo, Gustavo Adolfo Bécquer, Federico García Lorca, Guillaume Apollinaire, Fernando Pessoa y ahí le paro, me falta muchos más por leer. En cuanto a lecturas, te diré algunas, «Guerra y paz» de Tolstoi, Los miserables de Víctor Hugo, «Crimen y castigo» de Dostoyeski y «Ensayo sobre la ceguera» de Saramago.

«No más gritos sin voz» es el título de tu obra poética: una poesía profunda, escrita con frecuencia en primera persona o que interpela directamente al lector. ¿A quién intentas llegar con tu poesía? ¿A qué gritos buscas dar voz?

Sobre ese poemario en específico, se ubica en una etapa de mi vida en la cual estaba muy comprometido en el activismo cívico en favor al derecho de los niños, por consiguiente la temática en ese momento era sobre esos derechos y esas circunstancias en las cuales los niños y los adultos en su esfuerzo de empoderarse y construir su propia resiliencia necesitaban ser escuchados.

Nunca más gritos sin voz fue un lema que buscó darle voz a los que no la tenían, hoy intentó llegar con mi poesía a todo tipo de personas en el mundo, me gusta escribir poesía con mensaje, poesía reflexiva, poesía con esperanza, siempre con un toque de nostalgia y melancolía, esa es la poesía que quiero escribir, profunda y llena de colores.

Mi mayor sueño es lograr comunicar lo que siento y pienso y para eso uso la nube y las redes para lograrlo.

Has mencionado antes a algunos de tus autores de referencia: poetas mexicanos, españoles, y también autores clásicos y universales, como rusos o franceses del siglo XIX. ¿Te consideras un poeta mexicano, un poeta de la tierra?

Buena pregunta, creo que inconscientemente ya tengo un estilo natural muy marcado, un estilo muy americano con mucha prosa, tal vez muy influenciado por los poetas mexicanos, grandes poetas ha dado Latinoamérica, si me pareciera un poco a ellos sería muy feliz por ello.

Pero también me gusta mucha la influencia de otros poetas del mundo. Creo que en este siglo, todos los que escribimos somos escritores universales, unidos por el Internet de forma instantánea, algo que gozamos a diferencia de otros tiempos, de modo que aprendemos de todos, de otros poetas contemporáneos también, muchos de ellos los he encontrado en Poémame.

¿Cómo y en qué momento escribes poesía? ¿Cuándo sientes que un poema está terminado y cómo lo corriges?

En los últimos años escribo poesía desde mi dispositivo electrónico móvil, casi siempre al otro día lo reviso en el ordenador, siempre se escapan cosas y realizo cambios. Por lo regular escribo en la tranquilidad de la noche, después de todo el bullicio de la propia vida cotidiana, tengo mi rincón preferido, mi sillón predilecto, mi momento de paz, aunque también suelo escribir en ratos libres, en cualquier lugar y en cualquier momento se puede.

Mi estilo de escribir es instantáneo, no sé si sea bueno o malo, pero suelo escribir en un solo momento y terminar el poema en el mismo espacio en el cual lo empiezo, inclusive los poemas de estilo clásico, no he intentado escribir en pausas o varios poemas a la vez, algún día lo intentaré, por qué no. Cuando leo un poema mío nuevamente, lo quiero cambiar, agregar cosas nuevas, modificarlo, nunca estamos muy convencido que el poema está ya listo, me tranquiliza saber que no soy el único con ese problema o coyuntura, muchos poetas del pasado también lo hicieron y muchos poetas actuales lo hacen. El eterno ciclo de un poema vivo y en movimiento.

¿Cuál es el fin que qué te gustaría lograr con tu obra poética?

Para mí una poesía, es la magnífica oportunidad de trascender en nuestra continua cotidianidad de la propia vida, es un momento único para sentir y hacer sentir a otros lo que pensamos y sentimos, vivo con la esperanza de que la poesía pueda influir para bien en otros así como ha influido para bien en mí, que puedan encontrar en la poesía la empatía que a veces tanto necesitamos en la vida.

Soy un soñador, un idealista, deseo que cuando alguien me lea, sienta algo bueno o malo con mis letras, sienta el amor por la vida, el dolor que a veces existe, nostalgia, la esperanza con las cosas que cambian, que se identifique con mis poemas y diga; esa poesía me llegó al interior, la sentí, me identifiqué, me dolió, me transmitió algo que necesitaba sentir.

Ese es mi mayor deseo y sueño, amo el lirismo, es algo nato en mí, quiero que ese lirismo inspire a otros a valorar la vida y a seguir. De eso se trata la vida, de vivir con un propósito.

¿Qué opinas de la poesía en la red? Plataformas de publicación como Poémame, pero también otros foros literarios y revistas virtuales, redes sociales, blogs… ¿han cambiado la manera en que creamos y leemos poesía?.

Sin duda es un tema interesante, tal vez polémico. Para muchos la red no es el mejor lugar para leer poesía, afirman que la poesía que se comparte en la red es una poesía vana y sin calidad, yo no puedo concordar con ellos pues publico todo lo que escribo en las redes, no estoy atado a poder dar a conocer mi obra hasta la publicación de un libro en papel o un libro electrónico, desde luego que no lo sustituye, es lo ideal por eso respeto y admiro mucho al que toma la decisión de hacerlo solo de esa manera, pero opino que a estas alturas de nuestro desarrollo de la humanidad, debemos utilizar todas las herramientas que tengamos a nuestro alcance para dar a conocer nuestra poesía, la poesía de otros y desde luego encontrar a otros poetas que en otras circunstancias jamás hubiéramos podido leer, simplemente por la condición del tiempo y espacio.

La poesía en muchos países es un género literario que ya no está tan vigente en las librerías, basta con acudir a ellas y ver el pequeño espacio en el cual se les reserva para exhibir títulos a diferencia de los demás géneros, de modo que los poetas debemos buscar otros espacios para encontrar lectores y nuevos poetas para leer.

Soy feliz con mi blog: me siento orgulloso de las mil lecturas al mes, y las casi setenta mil desde que empecé a publicar en él… ¡si así vendiera libros, sería otra historia!

Ojalá más y más personas se animaran a leer poesía y a escribir, sin duda cambiaría la manera de ver a el mundo. Como en muchos otros géneros literarios, la era digital será la oportunidad de continuar con el género literario más antiguo, la poesía.

Has formado parte de Poémame desde prácticamente sus inicios y eres un referente dentro de su comunidad de poetas. ¿Qué ha supuesto para ti Poémame? ¿Qué evolución crees que ha tenido, y cuáles son sus principales carencias, y virtudes?

Muchas gracias por considerarme como un referente, es un orgullo y un honor si así lo es, tengo escritas en Poémame más de 500 poesías de las casi 700 poesías que he escrito, para mi es una satisfacción escribir en Poémame, he encontrado verdaderas joyas literarias, a verdaderos poetas y sobre todo, verdaderos nuevos amigos virtuales. Miguel Adame era uno cuando entró a Poémame y es otro después de ello, todo un crecimiento didáctico en mi experiencia personal.

No me atrevería a calificar desaciertos, ¿quien soy soy para calificarlos? Solo puedo resaltar lo positivo y enriquecedor que para mí ha sido esta experiencia que recomiendo cada vez que tenga la oportunidad de hacerlo, me considero como en casa, parte de Poémame, divulgo mis poemas compartiendo la publicación en esa plataforma.

¿Qué te gustaría que fuera Poémame en el futuro?

Sueño con un Poémame en donde con el paso del tiempo escriban más poetas consolidados y los que ya están se consoliden, que desde sus filas nazcan los nuevos poetas que serán leídos dentro de cien años, desearía que de una u otra manera Poémame pudiera conseguir ser el punto de lanza para ser una plataforma para el financiamiento creativo de tantos poetas excepcionales que no encuentran la oportunidad de publicar de manera independiente o con editoriales convencionales, que Poémame pudiera publicar en papel y de manera electrónica a esos poetas.

¿Podrías recomendarnos un poema de otro autor/a que te haya gustado especialmente?

Me la pones muy difícil, te diré tres poemas que me gustan mucho: “Árbol adentro” de Octavio Paz, «Hojas de hierba» de Walt Whitman, «Despedida de un paisaje» de Wisława Szymborska, y “Taratumba” de Jaime Sabines.

¿Qué libro estás leyendo actualmente?

Leo a la par de escribir, unos dos o tres poemarios a la vez, según la posibilidad de mi tiempo libre. Tengo varios poemarios más de una docena que no he terminado de leer, leo un poco de todos para poder enriquecerme con su lectura.

Ahora estoy leyendo a Juan Gelman, un poeta argentino, y estoy empezando a leer al poeta coreano Ko Un, que recientemente visitó mi país.

¿Qué consejos le darías a un/a joven escritor/escritora que se inicia en este camino de la poesía?

Que se deje llevar por el instinto implícito de sus sentimientos y pensamientos es lo más importante. Que no intente agradar a los demás, que escriba para ella o él. Que lea mucho, muchísimo, no hay de otra, solo así que alcanza el verdadero crecimiento. Que tome talleres virtuales a medida de sus posibilidades, que interactúe con otros poetas formados o en formación.

Que no tenga miedo de escribir y expresar lo que siente. Todo es poesía, todo lo que absolutamente nos pasa, todo lo que absolutamente nos rodea. La poesía es viva, está en cada uno de nosotros, la poesía es vida y amor y, a veces, dolor y nostalgia.

Para concluir, ¿cuál es la pregunta que te gustaría que te hubiera hecho y que no te he hecho?

Me hubiera gustado que me preguntaras «¿qué es para mí la poesía?». Te hubiera contestado aquello de «poesía eres tú».


Si quieres seguir descubriendo la poesía de Miguel Adame, te invitamos a visitar su blog y su perfil en Poémame.


  • 470
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 470
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Óscar David Sánchez

Fundador de poemame.com. Poeta aficionado e ingeniero en sus ratos libres. Le gusta el café sin azúcar y la rima consonante, aunque tiene cierta debilidad por el haiku japonés. Code is poetry.

También te podría gustar...

15 Respuestas

  1. Vaya.
    Es un artículo maravilloso.
    Me encantan las preguntas y me encanta la seriedad, naturalidad y profundidad con que MIguel las responde.

    Leer, descubrir y ser amigo de un poeta que escribe así, desde el alma y corazón, con tanta conciencia social, con tanta responsabilidad en lo que escribe. Es un privilegio mayúsculo.

    Encantado por la oportunidad que la vida me da, de compartir con poetas así, tan maravillosos, tan humanos, desde esta plataforma estupenda de Poémame.com

    Felicidades al entrevistador y al entrevistado. Un honor conocerles.

  2. Transmisor d Sinestesias dice:

    Miguel Adame… a quién cariñosamente llamamos ‘Mute’, (el primero del Bar quién me invitó a compartir mesa) lo he dicho desde hace algunas fechas: «Eres un Lobo de Mar», un poeta que contiene valles de extensa poesía y una pluma creadora, siempre activa, la admiración de uno va a ese don que tienes de crear poesía siempre diversa, y ser un Poeta dedicado y con una personalidad Natural y sin complicaciones (abrazos Familia). Merecida y sustanciosa entrevista…
    Felicidades también a Oscar por realizarla y por brindarnos éstos espacios…
    Mi reconocimiento a ambos. Felicidades Mute!

    • Miguel Adame dice:

      Muchas gracias amigo, paisano y hermano, eres cálido con tus palabras al igual que con tus versos.
      Muchas gracias por tus comentarios.
      Somos Méxicanos, con sangre Veracruzana.
      A seguir aprendiendo.
      Un abrazo fuerte.

  3. Hortensia dice:

    Maravilloso artículo. Un placer poder conocer un poco más a este genial poeta y persona entrañable. Un abrazo a ambos.

  4. lidianny dice:

    Increiblemente bella entrevista digna de alguien como Migue.

  5. Martin Delgado dice:

    Muchas felucidades por esta labor tan dificil, al menos para mi. Donde dejas salir todo lo que sientes.

  6. Sara Adame dice:

    Yo también como mi papá estoy orgullosa de ti hermanito.

  7. Alex Richter-Boix dice:

    Que decir, no me quedan palabras después de leer los comentarios expresados por los compañeros, coincido con todos ellos, así como con Miguel, él fue uno de los primeros que me animó en Poémame con mis primeros poemas, junto con otros compañeros, muchos aquí presentes. Como bien dice Miguel, la red no es sólo una red social para compartir poemas, sino que se establecen amistades, es un privilegio haber conocido a Miguel y su obra, siempre honesta y exquisita en su lírica, siempre es un placer leer sus textos. Me ha encantado leer ahora su entrevista y conocer algo más a la persona que hay detrás de esas letras que consiguen llegar y que siempre tiene buenas palabras para los otros. Un verdadero maestro.

  8. Miguel Adame dice:

    Amigo
    Tú eres el poeta y yo tu aprendiz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *